A mi distinguido amigo…

Siempre supone un hallazgo maravilloso encontrar dedicatorias manuscritas entre nuestras colecciones.

Ayúdanos a transcribirlas y recuperar así estas “historias al verso” de postales y fotografías de otro tiempo.


¡Compártelo en tus redes!

Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al usar nuestros servicios, usted acepta nuestro uso de cookies.